El caso de Mary

Nos llega un caso de una dominicana quien no se imaginó lo que le iba a suceder a menos de la persona que amaba.

«Mi familia está destrozada, toda mi familia en Santo Domingo, en todas partes destrozada por la pérdida de mi hermana», fueron las palabras entre lágrimas de Mary Pérez.

Mary no pudo creer lo que le dijeron en una llamada porque nunca pensó que su hermana pasaría por eso.

«Era una muchacha muy tranquila. Que no hacía daño a nadie. Na’más se iba a trabajar, a trabajar y atender a sus hijas, solamente»,  Explica Mary.

La joven fue identificada como Josefina Pérez de la Rosa, de 37 años de edad. La misma tenía tres hijas, arribó a los  Estados Unidos hace unos 7 años desde de República Dominicana.

Familiares y amigos la describen como una mujer optimista y con una alegría contagiosa. La hermana dio todos detalles en el siguiente video.

MIRA EL VIDEO AQUI