Se casó con su exsuegra después de divorciarse de su esposa

Cuando crees haberlo visto todo, aparece una historia nueva que sorprende o al menos te saca de “ONDA” como diría. Con esta historia sabrás que el amor puede venir de donde sea.

Clive Blunder, se casó de nuevo luego de haberse divorcio de su esposa, con nada más y nada menos que con la que una vez fue su suegra.

Blunder, quien es de Warrington, Inglaterra, duró casado unos 8 años su esposa, se divorció y 4 años más tarde empezó a relacionarse y enamorarse de su exsuegra.

Blunder dice que su enamoramiento inició cuando este iba a ver a sus hijos a casa de ella en el 1977.

“Nos pusimos a hablar, fuimos a tomar algo, a comer, como cualquier relación normal. En ese momento, era como cualquier otra relación”, aseguró, pero todo en secreto.

Tiempo después le propuso matrimonio, el esposo de la que identifica como Brenda, ya hacia fallecido año atrás. Pues pusieron en marcha los trámites para casarse.

Sin embargo, las autoridades debido a una ley, le pusieron impedimento para contraer matrimonio, incluso el hombre fue puesto en prisión.

La supuesta ley que venía de cientos años atrás, lo que buscaba era que no existiera la competencia sexual entre los padres y los hijos, con esto proteger la familia al igual que lo moral.

De igual manera proteger a los niños involucrados de estas familias, ya que una situación de esta naturaleza les provocaría mucha confusión, ansiedad, etc.

Por tanto, a pesar de todos los problemas ellos defendieron su amor antes una batalla legal que dio sus frutos, ya que fallaron a su favor.

Los jueces llegaron a la conclusión de dicha ley de antaño “violaba el artículo 12 de la Convención Europea de Derechos Humanos, que otorga a hombres y mujeres el derecho a contraer matrimonio”.

La pareja pudo casarse en el 2007, ante la molestia de Irne la exposa de Cive, hija de Brenda.

Irene dijo que solo su madre la traicionó y le daba asco pensar que su madre estaba junto con su ex.